Historia del tiramisú

Historia del tiramisú

  • Comentarios de la entrada:Sin comentarios

Este cremoso postre, tan típico de la gastronomía italiana y ya popular en el mundo entero, se ha convertido en una de las recetas favoritas de mucha gente. Su intensidad y suavidad es una delicia incluso para los paladares más exigentes. Pero veamos cómo nació este dulce tan especial repasando la historia del tiramisú.

Se trata de un postre italiano realmente popular a nivel internacional y hecho a base de un ingrediente sólido y seco que es humedecido posteriormente con café. Lo habitual es que los dos ingredientes principales se superpongan de forma alterna.

Queremos destacar que a la receta original del tiramisú le siguen distintas variantes en las que se modifica la receta base o se añaden otros ingredientes para potenciar el sabor o añadir algún matiz especial.

Su composición: así lo hacemos en nuestro restaurante italiano de León

Piccola Stanza: ingredientes del tiramisú

Este rico postre está formado por bizcochos de soletilla, novara o savoiardi en su parte sólida. El bizcocho siempre debe ser seco y de una textura consistente. Normalmente se empapa, bien con café o bien con una mezcla de café y alguna bebida alcohólica dulce del tipo amaretto, vino marsala o ron.

Por otra parte, la crema está compuesta por una espumosa mezcla de huevos batidos con azúcar, a la que también se le suele incluir queso mascarpone. No es de extrañar que se opte por otro tipo de queso fresco o por nata montada.

El toque final lo proporciona el cacao en polvo espolvoreado por encima o, en su defecto, el chocolate negro rallado. Sin embargo, no sabemos con seguridad qué preparación es la más genuina. Vamos a adentrarnos en su historia para descubrirlo.

Sus orígenes

La primera mención del tiramisú en la historia se remonta al siglo XVIII en Siena y a Cosme III, por aquel entonces duque de la Toscana. Los pasteleros querían reflejar en forma de dulce las grandes virtudes del aristócrata. Por ello decidieron crear una elaboración con el café para reflejar la fuerza de Cosme III: cacao como símbolo de virilidad y mascarpone como reflejo de su humildad. Recibió el nombre de ‘Sopa de Duque’. Sin embargo, los expertos no consideran veraz esta versión de la historia.

La segunda aparición la observamos ya en el siglo XIX en una pastelería de Turín. Esta vez, como homenaje a Camillo Paolo Filippo Giulio, conde de Cavour, por lograr la unificación de los distintos estados en los que estaba dividida Italia en la época.

Por último, la historia que parece que se acerca más a la realidad la encontramos en la región del Veneto, al norte de la península itálica. Parece ser que el responsable del restaurante Toulà, Arturo Filippini, contó al Corriere de la Sera que en los años 50 se empezó a ofrecer en los prostíbulos de la zona de Treviso un plato con efectos afrodisíacos y reconstituyentes bajo el lema “te tira su”. En dialecto veneto significa algo así como “te llevará arriba”. A partir de ahí, y al popularizarse, el nombre derivó a como lo conocemos hoy: tiramisú.

Piccola Stanza: orígenes del tiramisú

En definitiva, conocer la historia del tiramisú resulta de interés para los amantes de la gastronomía italiana, en especial de i dolci. En las pizzerias en León y en nuestro popular restaurante italiano en León ofrecemos la posibilidad de degustar este exquisito postre y otras delicias italianas. Por otra parte, disponemos de una amplia variedad de pizzas y risottos elaborados con ingredientes frescos de la más alta calidad para dar un sabor inigualable. Nuestra cocina es sinónimo de calidad, por ello elaboramos los platos al momento y de manera artesanal. La satisfacción de los clientes es siempre nuestra máxima prioridad.

Deja una respuesta